fbpx

Diabetes. Una terrible enfermedad que va en aumento, hoy se conmemora a nivel mundial y su propósito es generar consciencia, dando a conocer las causas, síntomas, tratamiento, las complicaciones asociadas a esta enfermedad e incluso mencionar que puede ser motivo de muerte. Es un problema es grave y debemos tomar acciones para su prevención. ¡Te contamos todo!.

14 de noviembre. Día Mundial de la Diabetes (DMD)

Es la campaña más importante a nivel mundial para concientizar sobre esta enfermedad. Este día fue instaurado por la Federación Internacional de Diabetes (FID) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) en el año de 1991, esto debido al alarmante aumento en casos de diabetes en todo el mundo. Este día se convirtió en un día oficial para a ONU, después de que en 2007, las Naciones Unidas celebrará por primera vez este día.

¿Qué es la diabetes?

Es una enfermedad en la que los niveles de glucosa (azúcar) de la sangre se encuentran elevados. Después de comer, se eleva la glucosa en la sangre, pero niveles muy altos de esta pueden resultar peligrosos.

La glucosa es un tipo de monosacárido (utilizada como fuente de energía por el organismo) que proviene de los alimentos que se consumen. Para poder entrar en las células y reducir los niveles de glucosa en sangre necesita de insulina, una hormona producida por el páncreas la cual es la encargada de este proceso, almacenando la glucosa en hígado, músculo y tejido graso.

En México la diabetes forma parte de las principales causas de muerte entre las personas menores de 65 años junto con las enfermedades del corazón y tumores malignos.

Tipos de diabetes:

  • Diabetes Tipo 1: Enfermedad autoinmune, ya que el propio cuerpo ataca el páncreas, anulando así la capacidad de producir insulina. Este tipo de diabetes se puede controlar pero, no es curable como el tipo 2.
  • Diabetes Tipo 2: Es caracterizada por no producir insulina o no tener la capacidad para poder usarla de manera adecuada. (Explicaremos más a fondo al terminar de enlistar los tipos de diabetes).
  • Diabetes tipo 3: Según el Journal of Diabetes (https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC2769828/) “El término diabetes tipo 3 describe de manera correcta el hecho de que el Alzheimer representa una forma de diabetes que involucra selectivamente el cerebro, con características moleculares y bioquímicas comunes a la diabetes tipo 1 y 2”.
  • Diabetes gestacional: Durante el embarazo, se desarrolla cierta resistencia a la insulina para poder asegurar la llegada de nutrimentos al bebé. Este proceso puede salirse de control llevando y puede ser peligrosa para la madre y para el bebé.

La diabetes tipo 2 se puede prevenir

Nos vamos a enfocar más este tipo de diabetes ya que es una enfermedad fácilmente prevenible y en su mayoría curable por medio de los buenos hábitos y equilibrio de los pilares (sobre todo de alimentación y ejercicio).

  • El sedentarismo y la obesidad son los principales factores de riesgo para desarrollar esta enfermedad. ¿Por qué? Al no hacer ejercicio, los músculos no requieres de mucha energía (combustible), por lo tanto, la glucosa se transporta más fácilmente a las reservas de grasa.
  • Entre más se llenen las células grasas (adipocitos) se vuelven más resistentes a la entrada de más glucosa, por lo que el páncreas se ve obligado a seguir generando más y más insulina y se vuelve un círculo vicioso, ya que los adipocitos aumentan su resistencia y se repite el proceso. Cuando este proceso se repite por un largo periodo de tiempo, se empieza a generar lo que llamamos “resistencia a la insulina”, la cual es la antesala a una posible diabetes si no ponemos solución.
  • El proceso mencionado en el punto anterior llega a agotar al páncreas (que como dijimos, es el encargado de secretar la insulina), por lo que su funcionamiento se ve deteriorado no solo provocando la resistencia a la insulina, sino también un daño pancreático y claro, la futura aparición de diabetes tipo 2.
  • ¿Qué pasa si dejamos que se complique la diabetes tipo 2? El nivel elevado de glucosa en sangre empieza a dañar vasos sanguíneos y órganos como: ojos, riñones, cerebro, corazón, etc.; provocando así complicaciones como: ceguera, fallo renal, demencia, amputaciones de extremidades e incluso la muerte.

¿Cómo saber si existe prediabetes o diabetes tipo 2?

Con la prueba de hemoglobina glucosilada (HbA1c). Que es un examen de sangre que mide los niveles de glucosa en esta durante los últimos tres meses. Se puede utilizar también como control médico una vez se haya comenzado algún tipo de tratamiento. El resultado se mide por porcentaje, entre más alto, mayor será el nivel de glucosa en sangre, lo cual no es lo adecuado. Te compartimos una tabla para que tengas noción de los niveles:

  • Normal: <5,7%
  • Prediabetes: Entre 5,7 – 6,4% (Necesario repetir prueba cada año para prevención de diabetes tipo 2)
  • Diabetes Tipo 2: > 6,5 %

La hemoglobina es una proteína que se encuentra en los glóbulos rojos, encargada de transporte oxigeno a los órganos y tejidos del cuerpo, así como el dióxido de carbono de los órganos hacia los pulmones. Esta hemoglobina se va deteriorando por el exceso de glucosa.

Recomendaciones actuales y posibles fallas

Desde el 2008 la Asociación Americana de Diabetes reconoce el buen papel de las dietas bajas en carbohidratos para la diabetes tipo 2. Aunque la mayoría de las complicaciones derivados de esta enfermedad se controlan bajando de peso, esto se vuelve muy complicado cuando solo nos enfocamos en el cálculo de calorías y no en la cantidad de carbohidratos como tal ya que la resistencia a la insulina y poca tolerancia a los carbohidratos va a hacer que bajar de peso sea muy complicado.

Existen estudios en los que se compara como los pacientes que siguieron una dieta baja en carbohidratos lograron disminuir los medicamentos a comparación de los que llevaban la dieta alta en estos. Aquí te dejamos los links para que te des una vuelta:

https://dom-pubs.onlinelibrary.wiley.com/doi/full/10.1111/dom.13164

https://link.springer.com/article/10.1007/s00125-019-4956-4

Es importante hacer mención de que una dieta baja en carbohidratos, pero alta en productos ultra procesados será peor que una dieta alta en carbohidratos priorizando los vegetales y buenos almidones.

Frecuencia de comidas

Existe la recomendación de que un paciente con diabetes debe realizar si o sí seis comidas al día. Pero no parece lógico que si el páncreas tiene problemas para responder de manera correcta se le esté obligando a trabajar constantemente.

Un estudio del National Center for Biotechnology Information llegó a la conclusión de que pacientes que realizaban dos comidas con las mismas calorías, tenían mejores resultados que estar comiendo seis veces al día. Te compartimos la liga de este estudio:

https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/24838678/

Es más importante la calidad del alimento, que la frecuencia de este. Pero recuerden que como siempre, las recomendaciones siempre van a ser de manera individual manejadas por un profesional de la salud, tanto médico tratante como nutriólogo.

Antes de iniciar con alguna “dieta de moda” es importante consultarlo y de ser factible seguir las recomendaciones de la mano de los especialistas, buscando siempre que esté actualizado en el tema para evitar hacer más difícil y largo el camino. Una alimentación basada en comida real y movimiento durante el día junto con una buena rutina de ejercicio va a ser clave fundamental para prevenir o tratar cualquier tipo de enfermedad asociada a los malos hábitos, que cada vez van en aumento. Es hora de poner un alto y tomar las acciones correspondientes para evitar complicaciones, gastos y sufrimiento a largo plazo.

Cerramos este artículo con una frase que nos recuerda que, aunque nacemos sanos es nuestra obligación mantenernos así. Nuestro cuerpo es lo único que tenemos desde el inicio, hasta la muerte.

“Nací con una buena salud y un cuerpo fuerte, pero pasé años abusando de ellos”

Ava Gardner

A %d blogueros les gusta esto: